Atrás

El chocolatero belga “Pierre Marcolini” trabaja con cacao cubano

El cacao cubano del sudeste del país, ha sido seleccionado por la Chocolatería belga "Pierre Marcolini" para elaborar una tableta denominada Terruño de Baracoa, nombre de la región de donde proviene. Este grano cubano de elevada calidad es de notable atractivo sobre todo, para los productores de chocolates finos. 
Bélgica, Francia y Japón han sido los mercados en los cuales se ha vendido esta nueva creación de la casa chocolatera belga.
 
Más información en www.marcolini.be